Marruecos es el país que más está creciendo a nivel turístico del mundo.

Razones y atractivos no le faltan para ello, sin embargo, uno de los efectos colaterales que ha traído este crecimiento, ha sido la «caza», el engaño del turista.

Por supuesto que en Marruecos hay muchos y buenos profesionales en todos los campos que el sector turístico abarca, pero entre ellos, en los últimos años han empezado a florecer como setas en primavera, toda una colección de pesados, falsos guías, tima turistas y demás fauna que, en ocasiones, consiguen que tu experiencia en este país resulte desagradable, en lugar de una experiencia enriquecedora que contar y recordar toda tu vida.

Además, el desconocimiento de la cultura, costumbres y geografía del país por parte de los viajeros, no favorece en nada que esto tenga freno, y de igual manera que aún siguen existiendo los tópicos de toros, flamenco y tapas cuando se habla de España en el extranjero, el de tuaregs con turbante y dunas es un recurrente cuando se habla de Marruecos.

Por supuesto que hay tuaregs, y dunas, y medinas, y… pero están donde están, no donde muy posiblemente vayas a ir tú.

Dándose «una vuelta» por Internet es extremadamente fácil encontrar ofertas de viajes a Marruecos con el llamativo «Desierto de Marrakech»… no está mal, si no fuese porque el desierto de Marrakech no existe, no hay desierto en Marrakech, ni en varios cientos de km. a la redonda.

Hacen falta unas 9 horas de coche para llegar tanto al Erg Chebbi como a las inmediaciones del Erg Chegaga, los dos principales ergs de Marruecos, si bien, poco antes de llegar a este último, nos encontramos un coqueto y pequeño erg, el Lihoudi, que nos permite ver en medio de las dunas unas preciosas puestas de sol… una hora larga al sur de Zagora, unas 8 horas desde Marrakech…

Entonces ¿qué es eso del desierto de Marrakech?, es una población, a unos 30 Km. al sur de Marrakech, Lalla Takerkoust, donde se encuentra un lago artificial de la época colonial que sirve para regar los campos de cultivo y que se ha convertido en una sucesión de locales de alquiler de buggys y quads para turistas, en medio de un secarral. Desde luego desértico es, pero si lo que esperas es ver dunas, te vas a llevar el chasco que se llevan el 99% de las personas que terminan haciendo esta excursión.

A quienes te venden este tipo de excursión no les importa lo más mínimo tu decepción, no intentan fidelizar clientes, tan solo cumplir con su cupo de turistas que pasen por caja, hay muchos, ya vendrán otros nuevos.

En Aventour Viajes y Expediciones somos totalmente contrarios a este tipo de comportamiento. Nuestro principal reclamo para atraer nuevos clientes son esos otros clientes que ya han vivido una experiencia con nosotros y nos recomiendan a su familia, amigos, en sus redes sociales…

En la misma línea de lo anterior cabe meter a esos falsos guías que te prometen «recorridos culturales» que indefectiblemente terminan en la tienda del amigo o familiar para que compres…

Esos «Museos» de fósiles, minerales, artesanía… que no son más que tiendas a las que te llevan para que te gastes el dinero, en las más de las ocasiones en cosas que no necesitas y a unos precios escandalosos.

La tradicional amabilidad del marroquí, ha quedado desterrada en las más de las ocasiones, al medio rural, dándose el caso de que todos esos que te quieren prestar ayuda que no has pedido, en situaciones que no necesitas, no lo hacen más que para exigirte después unas monedas que siempre les parecen pocas.

Hay empresas de viaje serias, en las que se puede confiar, pero hay otras muchas que no lo son ni de lejos.

Nuestro consejo es que tengas en cuenta esto a la hora de contratar cualquier servicio turístico.

En Aventour Viajes y Expediciones todas las personas con las que tratarás o son españolas, o cumplen rigurosamente nuestro nivel de calidad y servicio con el cliente.

Si un cliente quiere comprar algún producto le recomendaremos los mejores lugares para hacerlo, pero de ninguna manera en nuestras excursiones, tours o viajes está incluido el pasar por la tienda de rigor para hacerle gastar un dinero innecesario.

Nuestros viajes son exclusivos, no te hacinaremos en un autobús pasado de carga, con un montón de gente que no conoces, ni te obligaremos a cumplir unos horarios que te agotarán.

Queremos convertirte en nuestro mejor comercial, y eso solo lo podemos conseguir si tu satisfacción con los servicios que nos has contratado es plena.

Back to top
Close Offcanvas Sidebar